Corales | Qué es un coral, características, tipos de corales y arrecifes de coral

«Corales» es un término que se refiere a animales diminutos que habitan en el mar y forman con las algas (zooxantelas) el «arrecife de coral»
¿Te ha sido útil?
[Total: 1 Promedio: 5]

«Corales» es un término que se refiere a animales fascinantes que habitan en los mares de la Tierra desde hace millones de años, y forman parte de los «celenterados» o «cnidarios», al que pertenecen también las medusas y anémonas.

En conjunto, los corales forman uno de los ecosistemas más espectaculares y valiosos del planeta llamado «arrecife de coral», conocidos por su belleza, variedad de formas y colores y por ser el hogar de muchas especies animales y vegetales.

Además, representan un gran atractivo turístico y tienen gran importancia en medicina, la industria farmacéutica y cosmética.

¿Quieres saber más? Sumérgete y descubre qué es un coral, sus características, cuáles son los tipos de corales que existen, qué come, dónde vive, qué es un arrecife de coral…

¡No te despegues que te lo contamos todo!

¿Qué es un coral?

Un coral es un animal invertebrado (sin columna vertebral) pequeño y simple, conocido también como «pólipo marino», pólipo de coral o zooide, que posee un esqueleto externo formado por carbonato de calcio que él mismo produce.

El término «coral» también se refiere al esqueleto externo del animal, que se acopla formando una armadura única para crear una colonia (arrecife de coral) en el que habitan miles de pólipos adheridos.

La palabra coral deriva del griego «Korallion» y del latín «Corallium» que significa «pequeña piedra», por su aspecto rocoso.

Un coral es un animal invertebrado (sin columna vertebral) pequeño y simple, conocido también como «pólipo marino», pólipo de coral o zooide, que posee un esqueleto externo formado por carbonato de calcio que él mismo produce.
Coral marino

¿Sabías que…? Los naturalistas antiguos creían que los corales eran una planta marina que se convertía en piedra al ser sacada del agua.

Características del coral

  • Animal minúsculo (pólipo de coral), que tiene un esqueleto externo o exoesqueleto.
  • El exoesqueleto lo construye con carbonato de calcio (corales duros), con espículas, que es calcio cristalizado en forma de espigas (corales blandos), o con proteínas (corales negros), y se denomina «coralite» o casa del pólipo.
  • En algunas especies, existe una parte del esqueleto que se encuentra en el centro y debajo de la boca (columnela).
  • El cuerpo generalmente tiene forma de tubo, aunque puede presentarse redondo o alargado, y consta de dos extremos (oral y aboral).
  • El extremo oral tiene una abertura (que sirve, a la vez, de boca y de ano) y una corona de tentáculos que brotan de un disco (disco oral).
  • Los tentáculos están dotados de células irritantes (cnidocistos) y de células adhesivas (espirocistos) en las puntas, útiles para capturar alimento.
  • El otro extremo, el aboral, está adherido al sustrato blando por un pedúnculo (tallo) o, en el caso de sustratos o fondos duros, por un discopedio (disco).
  • Su cuerpo está organizado alrededor de una «cavidad gastrovascular» o «celenterón», una especie de saco interno dividido en varias secciones (septos).
  • Tiene unos canales en la boca (sifonoglifos) que facilitan la entrada de corrientes de agua a la cavidad gástrica.
  • La pared del cuerpo está formada por tres capas: externa (ectodermis), interna (endodermis) y una capa media, gelatinosa, llamada mesoglea.
  • En la capa externa aparecen células epiteliomusculares, que son las encargadas de generar las contracciones en los músculos (longitudinales, transversales, retractores), y las estructuras reproductivas (ovocitos y espermatocitos).
  • Alrededor de la boca, la pared corporal se dobla hacia adentro formando una faringe (actinofaringe).
  • Cuenta con células sensoriales cerca de la boca, en los tentáculos y el discopedio o pedúnculo (base) que le permiten recibir estímulos químicos y táctiles.
  • No tiene aparato excretor, respiratorio, ni circulatorio. Estas funciones, al igual que la digestiva, se realizan a través de la cavidad gastrovascular.
  • Tiene simetría radial (su cuerpo está formado por varias partes alrededor de un eje).

¿Sabías que…? Los corales son un grupo animal muy antiguo, existen muestras de su existencia (fósiles) desde hace ¡542 millones de años! bien preservadas, gracias a su contenido de carbonato de calcio.

Tipos de corales

Existen dos tipos de corales marinos: duros  y blandos.

Corales duros

Son los corales que producen un esqueleto duro, formado por carbonato de calcio, y viven en pequeñas agrupaciones rocosas a poca profundidad (menos de 60 metros) conocidas como «arrecifes de coral», en un ambiente iluminado y de agua clara.

En el arrecife, el coral se asocia con algunas especies de algas (zooxantelas), por lo que también se les llama «corales zooxantelados o hermatípicos», construyendo colonias fijas ramificadas y compactas de varios kilómetros de extensión.

Pueden tener tentáculos en múltiplos de seis (Hexacorallia) agrupados en una o dos filas, o presentar 8 tentáculos (Octocorallia).

Ejemplares

Coral cerebro (Pseudodiploria strigosa), coral hongo (Fungia scutaria), coral órgano (Tubipora musica), coral azul (Heliopora coerulea)…

¿Sabías que…? Al coral azul (Heliopora coerulea) se le atribuyen propiedades espirituales, y según algunas personas, calma las emociones y aporta paz interior.

Corales blandos

Son los corales que no tienen un esqueleto de carbonato de calcio y, por lo tanto, no crean arrecifes (azooxantelados), aunque pueden habitar en uno. Su cuerpo se sostiene por pequeñas estructuras de carbonato cálcico (escleritos).

También son conocidos como «corales de cuero o de piel», pues la mayoría de ellos tienen una apariencia carnosa o maciza, y dan la impresión de ser plantas bajo el agua.

Al no tener asociación con algas, pueden vivir en zonas más profundas (hasta los 3000 metros).

Tienen 8 tentáculos (Octocorallia) pinnados y huecos, parecidos a las ramas de un pino; viven en grupos o colonias en forma de tallo, hongo o arbusto.

Ejemplares

Coral cuero arbóreo (Sinularia polydactyla), Antipathes dichotoma, Cirrhipathes sp, coral rojo (Corallium rubrum)…

¿Sabías que…? Los corales negros deben su coloración oscura y brillante a una proteína (antiphatin) y son populares en joyería.

Clasificación taxonómica de los corales marinos

Los corales marinos pertenecen al filo «cnidarios» (anteriormente celenterados), clase «antozoos» o animales con forma de flor (anto, flor y zoo, animal); algunos forman parte de la clase Hydrozoa (como Millepora sp).

Dentro de los antozoos, los corales se subdividen en:

  • Hexacorallia o Zoantharia, si presentan tentáculos en múltiplos de seis.
  • Octocorallia o Alcyonaria, si tienen ocho tentáculos, y
  • Antipatharia, que son los corales negros, con seis tentáculos.

¿Sabías que…? El coral de fuego (Millepora alcicornis) no es un verdadero coral de la clase antozoos, por lo que le llaman falso coral, está más relacionado con las medusas y su nombre se debe al ardor que produce el contacto con el mismo.

¿Qué es un arrecife de coral?

Un arrecife de coral es una colonia de organismos vivos marinos integrada por algas (zooxantelas) y pólipos de coral (órdenes Scleractinia y Milleporina), que tienen entre sí una relación de cooperación o simbiosis.

Las algas le suministran energía y nutrientes al coral para formar su esqueleto externo de carbonato de calcio, que da vida a un relieve marino lleno de formas y colores variados y aloja gran diversidad de fauna y flora marina. Por su parte, el coral le brinda protección y una estructura para vivir.

En los arrecifes de coral ocurre el desove (puesta de huevos), cría y alimentación de más de 200 especies de animales que incluyen cangrejos, corales, erizos, gusanos, langostas, tortugas, peces, entre otros.

Ciertas aves costeras y marinas encuentran descanso y alimentación en algunos arrecifes.

 ¿Sabías que…? La Gran Barrera Arrecifal de Australia tiene más de 2000 kilómetros de longitud, cuenta con 400 tipos de corales, 1500 especies de peces y 350 tipos de moluscos y ¡puedes verla desde el espacio!

Un arrecife de coral es una colonia de organismos vivos marinos integrada por algas (zooxantelas) y pólipos de coral, que tienen entre sí una relación de cooperación o simbiosis.
Arrecife de coral y la variedad de seres vivos que habitan en este ecosistema marino

Tipos de arrecifes de coral

Hay tres tipos de arrecifes de coral: costeros, barreras de arrecifes y atolones.

Arrecifes costeros

Se forman en costas poco profundas y se extienden partiendo de tierra hacia el mar (hasta 50 kilómetros); entre ellos están la Gran Barrera de Coral frente a Australia, los arrecifes en el Mar Rojo y los de la región Indo-Malaya.

Barreras de arrecifes

Se originan lejos de la costa, en crestas submarinas (debajo de la superficie del agua), separadas de tierra por una laguna profunda; se aprecian en Belice y el Océano Índico.

Atolones

Están asociados a las islas volcánicas y son arrecifes en forma de anillo o herradura que rodean una laguna.

Se encuentran en los océanos Pacífico e Índico tropical, siendo famosos el atolón Tikehau en la Polinesia Francesa, Nukumanu en Papúa Nueva Guinea y Pearl and Hermes en Hawái.

¿Sabías que…? El atolón de Kwajalein, en el Océano Pacífico central, es el más grande del mundo, con un anillo de 283 kilómetros de largo que encierra una laguna de 2.850 kilómetros cuadrados ¡increíble!

Hábitat de los corales

Los corales viven en todos los océanos, en aguas templadas, árticas y antárticas, y las faunas más ricas se encuentran en mares tropicales, cerca de la costa, a una profundidad que varía entre 50 y 200 metros.

Pueden ser solitarios o formar colonias con otros individuos (como las algas zooxantelas), dando lugar a los arrecifes de coral, y su distribución varía según las condiciones de profundidad, temperatura, salinidad del agua, luz y tipo de sustrato.

El desarrollo de arrecifes de coral ocurre en aguas poco profundas, claras, con temperatura entre los 18 y 30ºC, en un sustrato bien sólido para crecer y expuesto a los rayos solares.

¿Sabías que…? A pesar de tener hábitat marino, en el año 2016 se descubrió un arrecife de coral en una parte cerca a la desembocadura del río Amazonas ¡un gran hallazgo!

¿Qué tipo de nutrición tiene el coral?

El coral es carnívoro, y se alimenta principalmente de zooplancton, incluyendo copépodos, tintínidos, veligers, cladóceros, huevos y larvas de peces. También pueden consumir fitoplancton, bacterias y detritus (restos orgánicos).

La mayoría de los nutrientes los obtiene de las algas con las que comparte su hábitat (zooxantelas) gracias a la fotosíntesis que realizan; otros (corales blandos) filtran la materia orgánica suspendida en el agua o capturan pequeños organismos con sus tentáculos punzantes y venenosos.

Reproducción de los corales

Dependiendo de la especie, los corales pueden reproducirse de forma sexual y asexual.

La reproducción sexual se inicia con la liberación de gametos o células sexuales en la columna de agua por parte de las especies de la colonia o las que habitan en solitario.

via GIPHY

Los modelos reproductivos de los corales varían: las especies pueden producir solo ovocitos (gametos femeninos), espermatocitos (gametos masculinos) o ambos tipos de gametos (hermafroditas).

Una vez liberados los gametos ocurre la fertilización externa, del que se origina una pequeña larva (plánula) que se fija en el sustrato y da origen al pólipo de coral. También puede darse la fertilización en el interior del coral (que actúa como una incubadora).

La reproducción ocurre en breves periodos, sincronizados con las fases lunares. En general, pueden presentar de uno a dos ciclos reproductivos al año.

La reproducción asexual ocurre por división o gemación, un proceso en el que un nuevo individuo se forma a partir de un fragmento o porción del coral adulto.

¿De qué color son los corales?

Los corales muestran una amplia gama de colores: rojo, amarillo, gris, naranja, rosado, negro, blanco, azul, marrón… en combinaciones únicas.

A pesar de los colores llamativos y variados que exhiben, la realidad es que los corales (pólipos) no tienen color, son en realidad animales translúcidos.

Los espectaculares tonos de color que exhiben provienen de unas algas llamadas «zooxantelas» que viven dentro del tejido del coral.

via GIPHY

Nombres de corales

  • Antipathes dichotoma o coral negro.
  • Corallium rubrum o coral rojo.
  • Pseudodiploria strigosa o coral cerebro.
  • Fungia scutaria o coral hongo.
  • Tubipora musica o coral órgano.
  • Heliopora coerulea o coral azul.
  • Gorgonia flabellum o gorgonia de venus.
  • Stylaster roseus o coral rosa.
  • Sinularia polydactyla o coral cuero arbóreo.
  • Acropora palmata o coral cuerno de alce.
  • Millepora alcicornis o coral de fuego (falso coral).
  • Lophelia pertusa o coral blanco duro.
  • Dendrophyllia ramea o coral naranja.
  • Ellisella flagellum o gorgonia látigo.

¿Sabías que…? Aunque ocupan menos del 1% de la superficie oceánica, los arrecifes de coral albergan casi el 25 % de las criaturas marinas del planeta.

Importancia de los corales

Los arrecifes de coral constituyen ecosistemas que albergan gran diversidad de especies animales y vegetales, y tienen gran atractivo turístico, además de actuar como barreras naturales o rompeolas, evitando la erosión costera.

Los corales son una fuente de sustancias naturales de gran interés para la industria farmacéutica y cosmética; compuestos químicos extraídos de los arrecifes son de utilidad para la investigación en la cura de artritis, asma y SIDA.

También son comercializados con fines ornamentales, en acuarios, y sus esqueletos son usados en el mercado artesanal y la joyería.

 Particularmente, los corales que viven en áreas marinas profundas son capaces de registrar cambios en el clima global.

¿Sabías que…? En el extremo norte de la Gran Barrera de Coral de Australia fue descubierto un gigantesco arrecife coralino con una altura de 500 metros, más alto que el edificio del Empire State de Nueva York (que alcanza los 381 metros), ¡asombroso!

Amenaza

Las formaciones de corales constantemente se ven amenazadas por la actividad humana: la práctica de pesca sin control, la búsqueda de hidrocarburos (gas, petróleo), el uso de fertilizantes y actividades náuticas (navegación, buceo, natación) son algunas de ellas.

El calentamiento global y la contaminación también han afectado seriamente estos ecosistemas en todo el mundo; el aumento de la temperatura del agua ocasiona que los corales expulsen a las algas de sus tejidos, quedando sin alimento y causando su muerte.

¿Sabías que…? En el 2017, en un experimento de laboratorio, se observó a corales mordisqueando fragmentos de plástico, y se descubrió que este material contiene químicos ¡con sabor similar al que el coral encuentra en su alimento! por lo que puede confundirse.

Referencias

BBC News Mundo. (2020). Descubren en Australia un arrecife coralino más alto que el edificio Empire State. https://bbc.in/39lm05N

Greenwood, V. (2017). El peligroso apetito de los corales por el plástico. The New York Times. https://nyti.ms/3wtjz9g

¿Te ha sido útil?
[Total: 1 Promedio: 5]
¡Compártelo en tus redes!
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
¿No encontraste lo que buscabas?

Desde el siguiente buscador podrás encontrar de forma más rápida la información requerida.