El Lobo Gris Mexicano

Descripción

El Lobo Gris Mexicano es una de las subespecies de lobo más pequeñas. Son mamíferos que pertenecen a la familia canidae, la misma de los perros, zorros, y coyotes.

El comportamiento de estos lobos está poco estudiado; se cree que su comportamiento ha de ser similar a otros lobos grises. Ésto se debe a que cuando se realizarían sus observaciones, ya estaban casi extintos, lo que entorpeció los estudios.

Características

Miden aproximadamente 1,3 metros de largo, y no tienen ni 1 metro de altura. Su peso va desde los 27 kg hasta la 45 kg.

Son animales nocturnos, y siempre están en manadas de 5 a 12 miembros. En estado salvaje, su esperanza de vida es de 8 a 13 años; mientras tanto, en cautiverio, aspiran de 12 a 15 años de vida.

Como el resto de lobos, poseen un excelente sentido del olfato, un oído muy sensible, y una gran vista. Cuando se encuentran a largas distancias, se comunican con aullidos y olores; a cortas distancias mediante lenguaje corporal y algunas vocalizaciones, parecido a como lo hacen los perros domésticos.

El lobo gris mexicano tiene un pelaje gris, y a veces posee algunos tonos rojizos. Son relativamente peludos y sus piernas son largas con unas patas bastante grandes.

Lobo Gris Mexicano descansando
Lobo Gris Mexicano descansando

Alimentación

Estos mamíferos son carnívoros. Se alimentan de alces, mulas, venados, jabalíes, liebres, conejos, y otros mamíferos pequeños.

Hábitat

Los lobos grises mexicanos se encuentran entre Estados Unidos y México. Habitan en el desierto de Sonora, en Chihuahua, y en el centro de México hasta Texas, Nuevo México y Arizona.

Aunque pueden ocupar una gran variedad de hábitats, incluyendo zonas desérticas, estos animales prefieren los lugares boscosos. De esta manera, tienen mayor acceso a fuentes de agua y refugio; además, al haber más vegetación, también encontrarán más presas para cazar.

Reproducción

En todas las manadas existe una pareja alfa, que son los únicos en la manada que se aparean. Se reproducen entre Febrero y Marzo; luego de 63 días aproximadamente, entre Abril y Mayo, la madre dará a luz de 4 a 7 cachorros.

Amenazas

Estando tan alto en la cadena alimentaria, el lobo gris mexicano al igual que otros lobos, no posee grandes depredadores; prácticamente las mayores batallas se dan entre ellos mismos por defender el territorio.

Sin embargo, estos mamíferos se encuentran en un delicado riesgo de extinción, a causa de los humanos. A inicios de 1900, por la falta de presas para los lobos debido a la alteración de su hábitat, se vieron obligados a cazar el ganado de los granjeros. Esto desencadenó que el gobierno de EEUU aprobara medidas para acabar con estos animales, y para 1930 ya no quedaba ninguno en Estados Unidos.

Por otra parte, para el año 1990, solo quedaban con vida 5 ejemplares en México, de los cuales 3 fueron rescatados. A partir de ese año comenzaron campañas para restablecer la población de lobos grises mexicanos, aunque actualmente no superan los 300 individuos, todos en cautiverio o en zonas vigiladas. Por lo tanto, se encuentran clasificados como Extintos en Estado Salvaje.


 

¡Mira más animales asombrosos e interesantes!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.